Don  ALFREDO ABOT

Este articulo es  para recordar a don Alfredo, que fue mi superior durante  23 años  en el Juzgado de Paz, siendo el Juez " lego"  que tuvo más tiempo  ese cargo desde la creación en 1890.- El primero fue uno de los fundadores de nuestro Partido don Silverio López Osornio.-

Relataré datos de su vida, que me fueron dados en conversaciones con su nieta Miriam Abot.-

Don  Alfredo, nació en la ciudad de Chascomús el  19 de Julio de 1893.-En su pueblo natal cursó algunos grados de la escuela primaria y fue  Cartero.-

En 1915 llega a General La Madrid con una propuesta de trabajo de un familiar, Pedro Jouandón Abot, para trabajar en el campo.- Es entonces  que conoce a la que luego sería su esposa  Josefa White con la que se casa  el 12 de Junio de 1920.-

En el año 1921, junto a su primera  hija  Mabel Alicia (Fallecida a  los 13 años de edad) se trasladan a Los Toldos, donde nace  Ethel María.- En 1922 fija su residencia en el Cuartel 3ª del Partido de General La Madrid.- Nacen luego sus hijos Alfredo José, Alexis Tomás y Dafné  Gualberto.-

Durante varios años fue  resero y se dedicó a las tareas rurales.-

Cuando deciden venir a vivir a la ciudad, la familia  se pone al frente de un hotel- Año 1948 a 1950 en calle San Martin entre Além y Lavalle (Anteriormente fue el hotel de don Valentín Luí) y posteriormente al comienzo de la década de 1950, este lugar estuvo ocupado por varios años por el Jardín de Infantes Nª 901.-

Al  fundarse la Sociedad Rural en Octubre de 1950, pasó  a desempeñarse como secretario rentado, cargo que ocupó por más de 20 años.-

Volviendo al primer párrafo de este articulo,  Don Alfredo, fue nombrado JUEZ DE PAZ a  principio del año 1956 cuando era Comisionado Municipal el Sr. Néstor B. Lago y yo que era  empleado en la Justicia desde  Junio      del año 1947,  fui ascendido para ser el Secretario del Sr. Abot .-

Al cambiar la Ley en la Pcia.de Bs. As, desde el 1ª de Marzo de 1979      los jueces tienen que ser Abogado, y de una terna propuesta por el entonces Comisionado Municipal don Miguel Angel Olivero, es nombrada la Sra. Dra. Susana Cantenys de Hermida, pero don Alfredo siguió en funciones como auxiliar  hasta que se jubiló.-

A Don Alfredo en todos los años que estuvo en el Juzgado, nunca lo vi enojado, siempre de muy  buen humor, una persona muy correcta, de conducta intachable, tenía  un bajo perfil,  fue la persona justa para ser Juez  de Paz.-

Se lo podía ver, ya mayor, montando a caballo y en bicicleta, sentado en el escalón de la entrada de su casa en compañía de su esposa Josefa con quien compartió 65 años de casado .- También con viejos amigos en el banco  de la estación del ferrocarril esperando  que pasara  el tren de las 18 horas.--


FOTO     don ALFREDO ABOT (en lo que le gustaba,  "pasear a caballo")
Don Alfredo fallece  en nuestra ciudad el 13 de Marzo de 1987, a los 93 años.- Habìa enviudado  hacía 2 años y vivía con su hija Ethel, quién no se casó y siempre vivió con sus padres.--

A continuación transcribo una poesía que  escribió, en una faceta que no le conocía, Pablo Rubén Malianni, compañero de trabajo en el Juzgado y que lo describe muy bien a don Alfredo desde su  primer trabajo como  "cartero" hasta que fue "justiciero".-


POESÍA :

                   
DON  ALFREDO
Allá lejos fue  CARTERO
al mensaje lo entregaba
a caballo, en bicicleta
y a pesar del aguacero.
Al Doctor, al comerciante
A la novia o al pulpero.-

Luego también, fue RESERO
cuando llegaba la noche
contemplando las estrellas
repasaba el día entero
durmiéndose despacito
apoyado en el apero.-

Más tarde, ya en madurez
probó de ser HOTELERO
con su mujer y sus hijos
transformaron el albergue
en un hogar verdadero
con sencillez y buen gusto
se atendía al pasajero.-

Hasta que al fin, con justicia
llegó a ser JUSTICIERO.-
Quien lo eligió Juez de Paz
seguro, no tuvo en cuenta
la historia de este aparcero.-

Solo sabía de él
que era hombre decente
título que por entonces
no lucía mucha gente.-

El Juzgado, lo cubrió
de un atuendo importante
que más tarde, por la ley
debió dejar, sin quejarse.-

Por que ya estaba de vuelta
no le importó para nada
para coser expedientes
quedarse en mesa de entradas
recordando aquellos años
de Cartero, de Resero, de Hotelero y Justiciero..-

Sin saber, sin darse cuenta
había ejercido otro oficio
era un regalo de Dios
para nuestro regocijo..-

Su lucidez, su equilibrio
su austeridad ,su bonanza
de una vida, tan vivida que nos deja su enseñanza.-

                                           


                                                                                                                                       OCTUBRE 29 de 2016
ALFREDO E. CHISTE
alfredoetebanchiste@yahoo.com.ar